María Guardiola junto al agricultor Miguel Ángel Muñoz. / hoy

Guardiola pide en Almendralejo una «orden clara» para poder quemar rastrojos en el campo

La presidenta del PP ha realizado una visita acompañada por la diputada Mercedes Morán

Gloria Casares
GLORIA CASARES

La presidenta del Partido Popular de Extremadura, María Guardiola, ha acusado a la Junta de Extremadura de haber convertido la quema de restos vegetales en el campo extremeño en una «misión imposible» para cientos de miles de agricultores, cuando antes era una «práctica habitual y sencilla».

Durante una visita este miércoles a Almendralejo, la presidenta del PP cree que la Junta de Extremadura está poniendo trabas a una práctica habitual que se realizaba «de manera habitual y sin peligro».

Por ello, ha exigido al presidente extremeño, Guillermo Fernández Vara, que apruebe una orden «sencilla, clara, que no hace falta que innoven, solo tienen que copiar lo que se hace bien en otros sitios».

Guardiola ha confesado no entender por qué Extremadura no sigue el ejemplo de otras comunidades, como Castilla La Mancha, en las que se le ha dado una solución «sencilla» a este asunto, «por qué no se puede hacer aquí».