Juan Daniel Bravo es concejal del Partido Popular. / g. c.

El PP acusa al gobierno local de gastar un millón de euros de más con el alza de precios

Creen que si se hubieran ejecutado antes las obras del Mercado y de la piscina se hubiera ahorrado mucho dinero al ayuntamiento

Gloria Casares
GLORIA CASARES

El Partido Popular de Almendralejo ha acusado al equipo de gobierno municipal de gastar casi un millón de euros más en dos obras públicas por haber tenido que licitarlas de nuevo tras rescindir los contratos firmados en la primera adjudicación.

El concejal Juan Daniel Bravo ha criticado que la nueva licitación de la obra de reforma del antiguo Mercado de Abastos vaya a suponer 500.000 euros más por el alza de los precios de los materiales, a lo que hay que sumarle el dinero por la rescisión del contrato con la unión temporal de empresas a la que se había adjudicado la obra en 2019.

En su opinión, el retraso en el inicio de las obras podría haber sido motivo para cancelar el contrato y que la administración hiciera suyo el aval.

Sin embargo, el equipo de gobierno ha optado por rescindir el contrato de forma unilateral, algo que costará unos 130.000 euros a las arcas municipales, según las cifras aportadas por el edil.

Asimismo, se ha referido a la obra de la nueva piscina municipal, después de que haya sido aprobado un nuevo presupuesto por 979.000 euros.

Bravo ha comparado esa cifra con el importe del contrato adjudicado el verano pasado y que se cifraba en 630.000 euros con una baja considerable respecto a la cantidad licitada.

A su juicio, la nueva licitación supondrá 382.000 euros más al Ayuntamiento de Almendralejo.

En el caso del Mercado de Abastos, los 'populares' creen que ese incremento se debe a que el gobierno local teme perder las subvenciones de los fondos DUSI de la Unión Europea.